El doble discurso de Mulder

El congresista aprista Mauricio Mulder consideró “totalmente discriminatoria” la pregunta sobre origen étnico incluida en el Censo Nacional 2017 que se realizará el domingo 22.

“(…) Para evitar ese tipo de contraposiciones de carácter racista, siempre se dijo que había que eliminar eso. Ahora vuelve el tema para que uno se autoidentifique”, señaló.

El legislador mostró desconcierto al ser consultado sobre qué alternativa marcaría en esa pregunta del censo. “Yo ni siquiera sé qué raza soy. Todos nosotros tenemos células de distintas razas, somos peruanos”, dijo.

Esta pregunta se formulará por primera vez en un censo del INEI. De acuerdo a ello, los peruanos deberán responder durante el Censo de Población y Vivienda 2017 con qué grupo étnico se autoidentifican, según sus costumbres o ancestros.

Mauricio Mulder expresa su preocupación por el origen étnico, pero no tiene reparos para presentar proyectos que limitan la participación de los partidos políticos.

CUESTIONADO
El aprista es cuestionado por querer impedir las candidaturas de Verónika Mendoza y Julio Guzmán al plantear la exigencia de contar con una inscripción previa de tres años y recolectar 733.716 firmas para que puedan participar las fuerzas políticas recientes, como es el caso de Nuevo Perú.

La propuesta legislativa de exigir a los partidos políticos haber estado inscritos por lo menos tres años para poder participar en elecciones no ha sido bien recibida entre los movimientos emergentes.

Para Marisa Glave, vocera alterna de Nuevo Perú, la lógica detrás del Proyecto de Ley 482, presentado por el aprista Mulder, es “querer cerrarle la puerta a la participación política de Verónika Mendoza y del señor Julio Guzmán”.

Dijo que combinar la exigencia de una inscripción previa por tres años con la recolección de 733.716 rúbricas para registrar una organización política “levanta una muralla de concreto que impide la participación de cualquier fuerza política que suponga una renovación de la clase política”.

EN DEBATE
La propuesta, que está pendiente de discusión en la Comisión de Constitución, plantea modificar el artículo 87 de la Ley Orgánica de Elecciones con el fin de evitar “plataformas electoreras”, de acuerdo al texto del proyecto. En la actualidad un partido puede participar en comicios aun si se ha inscrito tres meses antes de las elecciones.

Glave consideró que no habría problema con esta propuesta si es que se retira la de recabar las firmas. “En ningún país de la región se pide una cantidad tan elevada, lo cual constituye una barrera económica porque se necesitan muchos recursos logísticos”, manifestó.

Julio Guzmán (Partido Morado) consideró que la propuesta de Mulder es una “amenaza que se nos viene”.

CIERRAN FILAS
El congresista oficialista Vicente Zeballos, advirtió que en la Comisión de Constitución la mayoría está a favor del proyecto de Mulder. “Es posible que en noviembre ya se pueda aprobar un dictamen”, adelantó y precisó que apoyará la medida solo si incluye una cláusula para que se aplique esta regla recién en las elecciones del 2021.

El 12 de setiembre la Comisión de Constitución aprobó un polémico dictamen que eliminaba los movimientos locales como actores electorales. Votaron a favor de esa medida ocho fujimoristas, un aprista y un oficialista.

DIARIO UNO