El Gobierno ve dos alternativas para Sánchez: ser un «fracasado político» o un «traidor a España»

rajoy--620x349Mariano Rajoy acudirá el próximo viernes al Congreso de los Diputados para reunirse con Pedro Sánchez, a partir de las cinco de la tarde, con su propuesta de gran coalición bajo el brazo, y varios objetivos como son la defensa de la unidad de España, el crecimiento, el mantenimiento del Estado de Bienestar, la lucha contra el terrorismo y la lucha contra la corrupción. Pero todo esto no significa que en Moncloa crean en los milagros y piensen que Sánchez vaya a cambiar de opinión. Al contrario, desde el Gobierno se advierte de que al candidato del PSOE le quedan ya dos opciones: o se convierte en un «fracasado político» o es un «traidor a España».

Así se ha manifestado el secretario de Estado de Relaciones con las Cortes, José Luis Ayllón, que ha ejercido también la tarea de ser portavoz adjunto de La Moncloa. En una conversación en los pasillos del Senado, Ayllón se ha mostrado escéptico respecto a las posibilidades que tiene Pedro Sánchez de ser investido presidente con el apoyo de la izquierda, el populismo y los independentistas. Y en el caso de que lo consiga, ha subrayado que tendrá que explicar a qué acuerdo ha llegado con quienes quieren romper la unidad de España, y que son imprescindibles, por activa o por pasiva, para que sea investido.

Ayllón sostiene que la repetición de elecciones generales no es la mejor solución para España, pero tal y como están las cosas es la posibilidad que ve más cercana.

Al ser preguntado dónde iba a producirse la reunión entre Mariano Rajoy y el secretario general socialista, Ayllón dijo que no lo sabía, aunque acto seguido apuntó con ironía que podría ser en la zona de Gobierno porque puede que sea la única oportunidad que Pedro Sánchez tenga de pisarla en toda su carrera política.

ABC